La Buena Parte del Día - Proverbios 16:9

La Buena Parte del Día - Proverbios 16:9Proverbios 16:9. El corazón del hombre traza su camino, pero Jehová dirige sus pasos.

En todo el trayecto del ser humano en esta tierra hay algo que determina su destino, esto es las decisiones que éste toma a medida que avanza.

Vivimos en medio de toma de decisiones, algunas pequeñas o básicas y otras importantes y trascendentales. Dios nos ha dado un libre albedrío el cual si está ligado al Espíritu de Dios siempre nos llevara a ser asertivos en todo lo que decidamos. (Rom 8:14) "Porque todos los que son guiados por el Espíritu de Dios son hijos de Dios."

Toda situación por simple o compleja que sea exige una respuesta o una elección que nos lleve a buenas o malas decisiones. Si llegamos a estas respuestas sin tener en cuenta nuestra vida espiritual y nos basamos simplemente en lo racional, podríamos equivocarnos. La vida es una sucesión infinita de decisiones, y aun el negarse a tomarlas es en sí mismo una decisión.

Proverbios 16: 9 Nos habla que aunque tenemos esta capacidad en nuestras manos, Dios dirige nuestros pasos cuando reconocemos que necesitamos ser guiados por El. Por lo tanto determinar nuestro destino es un trabajo conjunto entre Dios y yo. O elegir que sea únicamente en la propia opinión.

Como conectamos nuestra libre capacidad de decidir a la dirección de Dios?...

1. Debemos determinar si nuestras decisiones están en armonía con la palabra de Dios. Debemos preguntarnos a sí mismos si aquello que está en aras de una decisión no contradice los principios establecidos por Dios en su palabra y si esto produce paz a nuestro espíritu.(Josué 1:8) "Nunca se aparte de tu boca este libro de la Ley; más bien, medita en él de día y de noche, para que guardes y cumplas todo lo que está escrito en él. Así tendrás éxito, y todo te saldrá bien".

2. La paciencia es una virtud al tomar una decisión. El rey Saúl es un ejemplo claro en la palabra que cuando actuamos a prisa podremos perder aquello que nos ha sido dado y equivocarnos (1 Samuel: 13). Saúl por tomar decisiones apresuradas perdió el reino, por el contrario Nehemías esperó la dirección de Dios y pudo hacer parte de la construcción de un reino. Ser pacientes en Dios no es ser negligentes, es por el contrario la virtud de ser diligentes mientras estamos a la espera de lo que Dios hará a nuestro favor.

3. Nuestra conciencia debe estar conectada al Espíritu Santo para tomar decisiones correctas. Dios nos hizo seres tripartitos (espíritu, alma y cuerpo): Nos dio la capacidad de poder sentir y esta capacidad está ligada al cuerpo, pero no es apta para la toma de decisiones porque la carne nos desconecta del espíritu. Nos dio inteligencia y emociones, pero nuestros pensamientos no alcanzan los de Dios (Isaías 55:8), y nuestras emociones están ligadas al alma y suelen ser engañosas (jeremías 17:9). Pero también nos dio una CONCIENCIA ligada a nuestro espíritu, ésta es la voz de nuestro interior. Nuestra conciencia es la voz interior que nos habla de lo correcto e incorrecto y es dada por el Espíritu de Dios. (Romanos 8:27) "Y Dios, que examina los corazones, sabe cuál es la intención del Espíritu, porque el Espíritu intercede por los creyentes conforme a la voluntad de Dios.

Podemos trazar nuestro camino, pero el ser creación de Dios nos da la oportunidad de elegir ser guiados por El, o perdernos en el laberinto de nuestras razones y emociones. Proverbios 3:6 dice "Confía en el Señor con todo tu corazón, no dependas de tu propio entendimiento. Busca su voluntad en todo lo que hagas, y él te mostrará cuál camino tomar".

El señor nos da la libertad de tomar decisiones pero su palabra nos da las pautas suficientes para saber cuándo éstas son acertadas. Proverbios 16:18 dice: "A cada uno le parece correcto su proceder, pero El Señor juzga los motivos. Pon en manos del Señor todas tus obras, y tus proyectos se cumplirán".

Oración.

Señor gracias porque tengo la oportunidad de elegir que tu dirijas mis pasos, y así tendré la seguridad que lo que trace en mi camino será conforme a tus propósitos.

Bendiciones.

Por: Rosana Quevedo Angel.

Comunidad Cristiana el Camino de Bogotá
Calle 98 No. 69 - 64 La Floresta - Teléfono: (57) (1) 358 67 27 - Bogotá D.C. (Colombia) - Powered by Ingeniero José Barrios Meléndez.