Solo es cuestión de Actitud

Solo es cuestión de actitud - 1 Samuel 17:11Escuchar audio de esta predica 1 Samuel 17:11 Oyendo Saúl y todo Israel estas palabras del filisteo, se turbaron y tuvieron gran miedo.

1. Una descripción del tamaño de las circunstancias.

1 Samuel 17: 4 Luego Goliat, un campeón filisteo de Gat, salió de entre las filas de los filisteos para enfrentarse a las fuerzas de Israel. ¡Medía casi tres metros[a] de altura! 5 Llevaba un casco de bronce y su cota de malla, hecha de bronce, pesaba cincuenta y siete kilos.[b] 6 También tenía puestos protectores de bronce en las piernas y llevaba una jabalina de bronce sobre el hombro. 7 El asta de su lanza era tan pesada y gruesa como un rodillo de telar, con una punta de hierro que pesaba casi siete kilos.[c] Su escudero iba delante de él.

En la escritura hallamos una descripción casi pormenorizada de Goliat, en este caso el paladín que representaba las circunstancias adversas que estaba sufriendo el pueblo de Israel. Saúl quien era el hombre más notorio entre los suyos por su tamaño y fuerza no parecía ser contrincante para tan intimidante adversario. Cuando leemos este relato podemos llegar a concluir que la escritura guarda un especial cuidado en los detalles con respecto a este enemigo, pero esto tiene una razón y era para demostrar lo imposible que resultaba para el pueblo de Dios poder vencer por si solos.

2 Corintios 12:9 Y me ha dicho: Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad. Por tanto, de buena gana me gloriaré más bien en mis debilidades, para que repose sobre mí el poder de Cristo. 12:10 Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte.

Pablo reafirma su dependencia absoluta ante la respuesta Divina ("Bástate mi gracia; porque mi poder se perfecciona en la debilidad"), él se reconoce como alguien débil pero a la vez con una fortaleza infinita al estar cubierto por la gracia de Dios. Sean pequeñas o grandes las circunstancias, estén a su alcance o se salgan de sus manos, Pablo termina reconociendo que el poder inagotable para vencer cualquier cosa proviene de una sola Fuente y por eso prefiere expresarse como alguien débil.

Cuando lo miramos objetivamente no hay circunstancia grande o pequeña realmente lo trascendente esta en qué o quién me brindara lo necesario para poder derrotarlas y avanzar.

2. Las circunstancias hablan para traer temor.

1 Samuel 17: 8 Entonces Goliat se detuvo y gritó mofándose de los israelitas: « ¿Por qué salen todos ustedes a pelear? Yo soy el campeón filisteo, pero ustedes no son más que siervos de Saúl. ¡Elijan a un hombre para que venga aquí a pelear conmigo! 9 Si me mata, entonces seremos sus esclavos; pero si yo lo mato a él, ¡ustedes serán nuestros esclavos!10 ¡Hoy desafío a los ejércitos de Israel! ¡Envíenme a un hombre que me enfrente!».

Cuando un enemigo quiere incrementar su intimidación con seguridad alzara la voz. Un contrincante que levanta la voz por lo regular tendrá la oportunidad de tomar alguna ventaja. De hecho la Biblia nos dice que su escudero iba delate de él y el trabajo de este era vociferar de todos los logros que este guerrero había tenido, agrandando las historias de sus conquistas para llenar de temor el corazón de sus enemigos.

1 Pedro 8 ¡Estén alerta! Cuídense de su gran enemigo, el diablo, porque anda al acecho como un león rugiente, buscando a quién devorar. Esta descripción hecha por el apóstol Pedro nos descubre la manera como nuestro enemigo procura intimidarnos, el no solo acechara sino que rugirá para aturdir su presa. Recuerde que Colosenses nos dice: 2:15 y despojando a los principados y a las potestades, los exhibió públicamente, triunfando sobre ellos en la cruz. Nuestro enemigo esta vencido.

Este es un tiempo de mucho ruido donde no podemos permitir que las muchas voces opaquen la voz de la fe que ha sido puesta en nuestro corazón. No podemos permitir que nada nos saque del propósito trazado por Dios para nuestras vidas.

Génesis 26:1 Después hubo hambre en la tierra, además de la primera hambre que hubo en los días de Abraham; y se fue Isaac a Abimelec rey de los filisteos, en Gerar. 26:2 Y se le apareció Jehová, y le dijo: No desciendas a Egipto; habita en la tierra que yo te diré. 26:3 Habita como forastero en esta tierra, y estaré contigo, y te bendeciré; porque a ti y a tu descendencia daré todas estas tierras, y confirmaré el juramento que hice a Abraham tu padre. 26:6 Habitó, pues, Isaac en Gerar. 26:12 Y sembró Isaac en aquella tierra, y cosechó aquel año ciento por uno; y le bendijo Jehová. 26:13 El varón se enriqueció, y fue prosperado, y se engrandeció hasta hacerse muy poderoso. 26:14 Y tuvo hato de ovejas, y hato de vacas, y mucha labranza; y los filisteos le tuvieron envidia. 26:15 Y todos los pozos que habían abierto los criados de Abraham su padre en sus días, los filisteos los habían cegado y llenado de tierra.

Por muy fuerte que las circunstancias griten no se mueva del lugar donde Dios ha decidido plantarlo, no negocie la revelación que ya posee, recuerde que su enemigo procurara por todos los medios el desviarlo de su propósito. El mundo puede gritar lo que quiera y verse intimidante pero lo más importante es lo dicho por Dios.

3. Las circunstancias siempre generaran una actitud.

1 Samuel 17: 11 Cuando Saúl y los israelitas lo escucharon, quedaron aterrados y profundamente perturbados.

Si hay alguien que siempre debe mantenerse firme es el líder, él debe ser el de las ideas claras, el de la fe firme y presente, ya que si él entra en temor todo los que le siguen se desmoronaran al lado suyo. Saúl era el líder de su ejército, de su nación, de su familia, de los propósitos Divinos, pero la Biblia nos dice que ahora todos empezando por él se encuentran aterrados y profundamente perturbados.

Marcos 8:31 Y comenzó a enseñarles que le era necesario al Hijo del Hombre padecer mucho, y ser desechado por los ancianos, por los principales sacerdotes y por los escribas, y ser muerto, y resucitar después de tres días. 8:32 Esto les decía claramente. Entonces Pedro le tomó aparte y comenzó a reconvenirle. 8:33 Pero él, volviéndose y mirando a los discípulos, reprendió a Pedro, diciendo: ¡Quítate de delante de mí, Satanás! porque no pones la mira en las cosas de Dios, sino en las de los hombres.

Lucas 9:51 Cuando se cumplió el tiempo en que él había de ser recibido arriba, afirmó su rostro para ir a Jerusalén.

El Señor Jesús era claramente un líder de su propia vida, de su propósito y de la vida de todos aquellos que dependían de su actitud frente a las circunstancias.

Todos los que estamos en este lugar de una u otra manera somos líderes. Ya que Usted es líder de su propia vida, del propósito entregado por Dios, líder de su casa, en su trabajo, en su iglesia, en su familia, así que el discernir correctamente las circunstancias le va a permitir que desde su interior se genere la actitud correcta. Los que nos siguen nunca van a tener una actitud superior a la que nosotros podamos mostrar.

Mateo 26:33 Respondiendo Pedro, le dijo: Aunque todos se escandalicen de ti, yo nunca me escandalizaré. ¿A tenido alguna vez experiencias con personas que dicen: "Quien dijo miedo" y frente a las circunstancias queda descubierto el corazón? Pedro fue uno de esos, mire como sus actitudes hoy para con el Señor y para con su propia vida y entonces podrá reconocer que tan paniquiado se encuentra. ya que esta es la manifestación de nuestra fe en Dios y su Palabra.

Lo que llene nuestro corazón puede determinar una derrota anticipada. Quiero que hoy te hagas una pregunta ¿Por qué dudas de Dios?

4. Nuestra actitud marcara la diferencia.

1 Samuel 17: 22 2 David dejó sus cosas con el hombre que guardaba las provisiones y se apresuró a ir hacia las filas para saludar a sus hermanos. 23 Mientras hablaba con ellos, Goliat, el campeón filisteo de Gat, salió de entre las tropas filisteas. En ese momento, David lo escuchó gritar sus ya acostumbradas burlas al ejército de Israel. 24 Tan pronto como las tropas israelitas lo vieron, comenzaron a huir espantadas. 25 —¿Ya vieron al gigante? —preguntaban los hombres—. Sale cada día a desafiar a Israel. El rey ha ofrecido una enorme recompensa a cualquiera que lo mate. ¡A ese hombre le dará una de sus hijas como esposa y toda su familia quedará exonerada de pagar impuestos! 26 David les preguntó a los soldados que estaban cerca de él: —¿Qué recibirá el hombre que mate al filisteo y ponga fin a su desafío contra Israel? Y a fin de cuentas, ¿quién es este filisteo pagano, al que se le permite desafiar a los ejércitos del Dios viviente?

David mostro una actitud de menosprecio ante el gigante, fue tan así que el mismo Goliat se atrevió a decirle que al parecer la visión que él tenía de él era de un perro. Pero David sabia onde se hallaba el poder para vencer: 45 David le respondió al filisteo: —Tú vienes contra mí con espada, lanza y jabalina, pero yo vengo contra ti en nombre del SEÑOR de los Ejércitos Celestiales, el Dios de los ejércitos de Israel, a quien tú has desafiado. 46 Hoy el SEÑOR te conquistará, y yo te mataré y te cortaré la cabeza. Y luego daré los cadáveres de tus hombres a las aves y a los animales salvajes, ¡y todo el mundo sabrá que hay un Dios en Israel! 47 Todos los que están aquí reunidos sabrán que el SEÑOR rescata a su pueblo, pero no con espada ni con lanza. ¡Esta es la batalla del SEÑOR, y los entregará a ustedes en nuestras manos!

Conclusión

2 Samuel 17: 52 Cuando los filisteos vieron que su campeón estaba muerto, se dieron la vuelta y huyeron. 52 Así que los hombres de Israel y Judá dieron un gran grito de triunfo y corrieron tras los filisteos, persiguiéndolos tan lejos como Gat[g] y hasta las puertas de Ecrón. Los cuerpos de los filisteos muertos y heridos estuvieron esparcidos a lo largo del camino de Saaraim, hasta Gat y Ecrón. 53 Luego el ejército de Israel regresó y saqueó el campamento abandonado de los filisteos. 54 (David llevó la cabeza del filisteo a Jerusalén, pero guardó la armadura en su propia carpa).

La actitud de un hombre produjo una gran victoria: Romanos 5:17 Pues si por la transgresión de uno solo reinó la muerte, mucho más reinarán en vida por uno solo, Jesucristo, los que reciben la abundancia de la gracia y del don de la justicia.
 
Pastor: David Bayuelo
Junio 9 de 2017

Comunidad Cristiana el Camino de Bogotá
Calle 98 No. 69 - 64 La Floresta - Teléfono: (57) (1) 358 67 27 - Bogotá D.C. (Colombia) - Powered by Ingeniero José Barrios Meléndez.